¿Qué es DGT 3.0 y por qué cambiará nuestra forma de conducir?

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Email -- 0 Flares ×

En las redes sociales ha empezado a denominarse el ‘Gran Hermano’ de la Dirección General de Tráfico. Aunque pueda sorprender, esta definición de la iniciativa DGT 3.0 no es del todo inexacta, pues Tráfico se ha propuesto interconectar la totalidad del parque móvil de nuestro país a un sistema inteligente, destinado a mejorar la información y seguridad de los conductores, a fin de reducir las tasas de siniestralidad de nuestra carreteras. Una propuesta revolucionaria, cuyos secretos te invitamos a descubrir a continuación. ¿Qué es DGT 3.0 y cómo afectará a millones de conductores en 2018?

dgt-3-0

Durante el reciente Congreso del Vehículo Conectado celebrado en el Salón del Automóvil de Barcelona, la DGT ha vuelto a mostrar su apoyo a las nuevas tecnologías, como ya hiciera a comienzos de año tras establecer una alianza histórica con Waze y Social Drive. El organismo autónomo presidido por Gregorio Serrano López ha presentado una iniciativa pionera, con la que prometen alcanzar los ‘cero fallecidos’ en 2020. Hablamos de DGT 3.0, un proyecto que transformará la gestión tradicional del tráfico en un complejo ecosistema de información ‘en nube’, donde Tráfico proporcione información detallada y personalizada a los usuarios en tiempo real acerca de, por ejemplo, la meteorología, las incidencias en carretera y la peligrosidad de determinados tramos o vías.

Uno de los pilares de este novedoso sistema será la información externa. Ya en 2016 se coqueteó con la idea (hoy convertida en necesidad) de canalizar y aprovechar e ‘boom’ informativo que proporcionaba la ciudad a las instituciones y empresas. En el caso de Tráfico, nos referimos cámaras, sensores y dispositivos diversos repartidos en 13 mil kilómetros de carreteras nacionales, que convertirán a DGT 3.0 en una herramienta altamente eficiente. En palabras de Jaime Moreno, subdirector general de Gestión de la Movilidad de Tráfico, «DGT 3.0 procesará, refinará y contrastará los datos del tráfico, siempre de forma anónima». Por si fuera poco, este no es un proyecto a largo plazo: «la plataforma estará en marcha en 2017 y funcionará a pleno rendimiento en 2018», puntualiza.

DGT 3.0, un gran paso hacia la movilidad inteligente

La digitalización ha sacudido todas y cada uno de los sectores. Desde el comercio hasta la educación, sin olvidar mercados tan tradicionales como las autoescuelas. En el caso de la movilidad, los fabricantes automovilísticos ha contribuido enormemente, con el lanzamiento de modelos capaces de procesar cantidades ingentes de datos, haciendo uso de internet y de los dispositivos inteligentes. Esta información, hasta hoy muy desaprovechada, será crucial para la DGT en los próximos años, ya que su nueva plataforma ‘in cloud’ dependerá de ella. ¿La meta? Reducir las muertes, lesiones, atascos y emisiones contaminantes a cero.

dgt-3-0-tecnologia

«El modelo tradicional de gestión de la movilidad», ha señalado Jaime Moreno, «tiene que evolucionar aprovechando las herramientas que ofrecen las nuevas tecnologías para ponerlas al servicio del conductor. Estamos trabajando en un modelo en el que la DGT es el interlocutor digital y personal de cada ciudadano, de modo que se convierta en su copiloto virtual. Es un sistema innovador, inédito a nivel mundial. Otros sistemas planteados para recoger esta información y compartirla están basados en poner sensores en la vía. Esto es muy caro».

«Lo que proponemos con DGT 3.0 es mucho más económico. Está siendo muy bien acogido en líneas generales por casi todos los fabricantes de vehículos. […] El objetivo es facilitar la prestación de un servicio a todos los usuarios de la vía (conductores, peatones o ciclistas), ayudarles a tomar las mejores decisiones con antelación y conociendo en tiempo real las incidencias que pudieran afectarle», concluye el subdirector general de Tráfico.

En vista de lo anterior, podemos esperar grandes cosas de DGT 3.0, una iniciativa que podría cambiar para siempre el modo en que los conductores, la carretera y Tráfico se relacionan. Si bien comenzará a operar durante los últimos meses del año, no alcanzará todos su potencial hasta 2018. Sólo entonces sabremos si la propuesta de la Dirección General de Tráfico ha sido un acierto o un error. ¡Anímate! ¿Qué opinas de DGT 3.0?, ¿dirías que contribuirá a reducir la siniestralidad en nuestras carreteras? ¡Compártelo con nosotros!

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Email -- 0 Flares ×

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


nueve + = 16